nord stream 2

Construcción del controvertido gasoducto Nord Stream 2 ha finalizado

El gasoducto Nord Stream 2, de dos tuberías, una longitud de 1.234 kilómetros y que enviará 55.000 millones de metros cúbicos de gas cada año desde Rusia hacia Alemania, ha sido completamente terminado este viernes por la mañana, según la empresa rusa Gazprom.

Dmitri Marínchenko, director general del grupo de recursos naturales y productos básicos de la agencia de calificación internacional Fitch, dijo que la finalización de la obra es una “victoria geopolítica de Moscú”.

Asimismo, comentó que el gasoducto podría comenzar a trabajar a toda su capacidad para finales del año en curso. Rusia comunicó en el pasado que el Nord Stream 2 transportaría unos 5.600 millones de metros cúbicos de gas este 2021.

Por su parte, María Zajárova, portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de Rusia, declaró que el comienzo del suministro de gas a Europa depende de la posición que muestre “el regulador alemán”.

“Esperamos que millones de consumidores europeos puedan dentro de poco recibir el gas ruso por una ruta más corta, económica y ecológica”, agregó.

Según Vladímir Putin, presidente ruso, el Nord Stream 2 hará que Alemania obtenga un gas más barato. Asimismo, Alexéi Miller, jefe de la empresa gasífera Gazprom, dijo que el costo bajará debido a que el gas recorrerá una distancia más corta y resaltó que este es “el más limpio del mundo”.

El recorrido de la nueva ruta de transporte comienza en Ust-Luga, Rusia, atraviesa el fondo del mar Báltico, las zonas económicas y aguas territoriales de Dinamarca, Finlandia y Suecia y concluye en Greifswald, ciudad alemana.

Oposiciones

La construcción del Nord Stream 2 comenzó en 2018, y desde entonces Ucrania se ha opuesto debido a que su puesta en funcionamiento se traduce en la pérdida de entre $5.000 y $6.000 millones por año, según Serguéi Makogón, jefe de la compañía Operator GTS Ukrainy, en mayo.

Makogón explicó que esas cantidades devienen de las pérdidas de pagos por el tránsito del gas en territorio ucraniano, unos $1.500 millones al año, además del precio del hidrocarburo, ahora importado desde la Unión Europea.

Expertos en la materia han dicho que el sistema de transporte de gas en Ucrania es obsoleto, suponiendo grandes inversiones para su reparación, algo que podría retirar a los consumidores de Europa.

Sin embargo, las empresas Gazprom y Naftogaz firmaron un contrato con ese país para seguir enviando gas por su territorio. La primera compañía dijo que enviaría 65.000 millones de metros cúbicos en 2020 y otros 40.000 millones entre 2021 y 2024.

Asimismo, Putin y la canciller alemana Angela Merkel declararon que Rusia continuaría transportando gas por Ucrania, aún cuando llegue la fecha de vencimiento de su acuerdo.

Vladímir Zelenski, presidente ucraniano, señaló que Ucrania necesita garantizar su seguridad energética, y que el problema no obedece únicamente a las indemnizaciones económicas sino a la protección del volumen de gas que transita por su país.

Otro opositor es Estados Unidos, el cual hasta amenazó con sanciones a las empresas y Estados relacionados con la construcción del gasoducto, además de aplicar restricciones que hicieron que Allseas, compañía suiza que se encargaba de instalar las tuberías, abandonara al Nord Stream 2.

Este año, la administración del presidente Joe Biden sancionó a Nord Stream 2 AG, operador de las obras del proyecto, además de a su director ejecutivo. Sin embargo, eliminó las sanciones por varias preocupaciones de interés nacional.

Washington ha estado impulsando su venta de gas licuado a Europa, pero lo cierto es que su suministro de gas es más caro y su producción y transporte ocasiona una huella de carbono de entre dos y cuatro veces más grande que las tuberías.

El Departamento del Tesoro impuso sanciones sobre 13 barcos rusos y un total de tres empresas involucradas en el proyecto.

Chantaje energético

Varios críticos del Nord Stream 2 dijeron en el pasado que el objetivo del gasoducto es hacer que Europa sea dependiente del gas de Rusia, y que así el país aplicaría un chantaje energético.

Ante ello, Dmitri Peskov, portavoz de Putin, declaró que esta ruta de transporte “no puede suponer ninguna amenaza para nadie”. Otras autoridades rusas aseguraron que el gasoducto es comercial y que beneficiará a todas las partes.

Apoyo

Angela Merkel, así como Sebastian Kurz, canciller de Austria, han respaldado la construcción del Nord Stream 2, asegurando que garantizará el suministro de gas a Europa y que no es un proyecto de sustitución de Ucrania sino uno adicional que necesitará el continente por varios años.

Video: RT en Español

Deja un comentario

Donaciones

Donate

Paypal:

X