cerebro

Lo lograron: cerebro humano conectado a una computadora

Video: Ihm Curious

La empresa BrainGate, especializada en el desarrollo de tecnologías para personas con parálisis cerebral, realizó la primera prueba con humanos de una “interfaz inalámbrica cerebro-ordenador” (BCI, por sus siglas en inglés). Esta evaluación logró captar y descodificar señales cerebrales y transmitirlas a un dispositivo externo, sin la necesidad de cables.

El proyecto, elaborado por neurocientíficos, desarrolló una tecnología que ayuda en los procesos de recuperación con parálisis o prótesis robóticas.

La conexión e interfaz de la tecnología permiten que las personas con discapacidades motoras puedan, solo con pensarlo, escribir directamente en la pantalla de la computadora, o incluso mover prótesis robóticas.

El sistema funciona gracias a un chip que es implantado en la corteza motora del paciente, lo cual permite captar las señales que emiten las neuronas. El chip envía estos datos a una computadora que traduce las instrucciones y las ejecuta, como por ejemplo mover un brazo robótico.

Una tecnología similar es utilizada en exámenes clínicos, pero estos requieren de cables sensores para conectarse a una computadora. Los cables son limitantes para los pacientes, y además necesitan de la asistencia de un experto.

El equipo de BrainGate logró reemplazar estos cables con un transmisor de 40 gramos que se coloca en la parte superior de la cabeza, el cual se conecta a una matriz de electrodos dentro de la corteza motora del cerebro por el puerto que utilizan los sistemas con cables, según informan los científicos del proyecto.

“Hemos demostrado que este sistema inalámbrico es funcionalmente equivalente a los sistemas de cableados que han sido el estándar de oro en el rendimiento de las BCI durante años”, señaló en un comunicado John Simeral, profesor asistente de ingeniería de la Universidad de Brown y miembro del consorcio de investigación de BrainGate.

“La única diferencia es que las personas ya no necesitan estar atadas físicamente a nuestro equipo, lo que abre nuevas posibilidades en términos de uso del sistema”, explicó Simeral, autor principal del estudio sobre la nueva tecnología, el cual ha sido publicado esta semana en Transactions on Biomedical Engineering (IEEE).

La prueba del equipo fue realizada en dos hombres, uno de 35 y otro de 63 años de edad, quienes presentan lesiones en la médula espinal. Las pruebas pudieron realizarlas en sus respectivos hogares, sin necesidad de un laboratorio.

Video: Neura Pod – Neuralink

Este logro es un paso más hacia la meta principal del proyecto de lograr que personas con enfermedades neurológicas, problemas de movilidad o sin extremidades, puedan comunicarse, moverse y ser independientes.

Durante el mes de agosto de 2020, Elon Musk, fundador de SpaceX, ya había presentado un dispositivo de su empresa Neuralink, pero no había desarrollado pruebas con humanos, solo había hecho estudios con cerdos.

Deja un comentario

Donaciones

Donate

Paypal:

X